Ruta de vida

Mi trabajo con la numerología, me llevó a la conclusión, de que no hay solo un tipo de energía que nos direccione o predomine. Es muy importante, en el estudio de una carta natal numerológica, tener en cuenta cada vibración y su origen.

El sendero natal, aunque a mí me gusta llamarle “ruta de vida”, es el concepto más común y popular a la hora de teclear en google “¿qué número soy?”.

La ruta de vida, es el valor resultante de la suma de todos los números que componen la fecha de nacimiento.

En numerología, generalmente, se dejan a un solo dígito las vibraciones finales, que serán las que predominen y nos identifiquen en distintos aspectos energéticos.

Hay muchos métodos como profesionales, amantes y adeptos de la numerología. Y todo está perfecto, la variedad existe en función a lo que resuena cada persona.

A medida que iba realizando cartas natales numerológicas, pude percibir, que me dejaba información más detallada por el camino, si operaba como me habían enseñado.

Me formé en Numerología Kármica, aunque, la Numerología que utilizo en la actualidad guarda poco de cómo la estudié.

Con estudio y dedicación, he elaborado mi propio método numerológico, diferente a lo estándar. Contemplo detalles que normalmente no se integran. Me aporta visión y profunidad en aspectos como, el carácter, el personaje, los dones, etc… Siendo mi especialidad el análisis de la energía retrógrada, pendiente o kármica (vibración que va hacia atrás, muy lenta, con memorias pasadas, aprendizajes que equiparar para sanar).

Puede, que sea pesada en esto, pero me gusta recordar, que no existe una única vibración en la dualidad que nos identifique o nos justifique de por vida. La energía omnipresente por excelencia es la del amor incondicional. Transitamos la experiencia humana en una dimensión relativamente densa. Mayor sea la sensación de capas, menos consciencia sobre el amor incondicional tendremos.

 

¿Qué es la ruta de vida?

La ruta de vida es conocida por el camino de vida o el sendero natal, entre otras definiciones. Es una vibración que se obtiene con la suma de los dígitos de la fecha de nacimiento. El valor resultante dicta una vibración o tipo de energía que marca los aprendizajes en nuestras experiencias vitales. Podemos identificarnos un poco con esta energía, ya que hemos encarnado para trascender el aprendizaje respecto a cómo nos relacionamos con ese tipo de frecuencia energética.

 

¿Cómo saber qué energía predomina en tu ruta de vida?

Voy a compartir contigo cómo opero para obtener la vibración y energías que darán información sobre la ruta de vida de un-a cliente-a.

Como me gusta ir a contracorriente y no soy amante de las modas sociales, te diré que no descompongo la cifra a un solo dígito con la primera suma. Lo explico a continuación con un ejemplo:

Fecha de nacimiento 13 1 1981

Lo general y más común es hacer lo siguiente: 1+3+1+1+9+8+1 Resultado: 24 2+4 6

Dejando un solo dígito, solo prestamos la atención en que el sendero natal para esta persona es 6

A mí me gusta dejar el origen de la cifra: 13+1+1981 Resultado: 1995 24 6

Parece lo mismo, pero no lo es. Haciéndolo así, siempre nos dará un año, en el que el alma ha pactado con la vida para, sí o sí poner en jaque a su personaje con ese aprendizaje de ruta vida, que en este caso es 6.

En una carta natal numerológica, tendría en cuenta algunos dígitos, como el 19, o cuántos años tenía la persona en ese momento y más factores. Si es un año que aún no ha pasado, no se lo haré saber al cliente-a. Tuve experiencias, en las que la persona que solicitaba su carta natal numerológica, se condicionaba a la fecha futura. De manera negativa. Tomé la decisión, de que en mi trabajo, no quiero condicionar a nadie. La numerología no es videncia ni adivinatoria. En mi caso, tengo la suerte o el don de que puedo canalizar a través de esta herramienta de crecimiento personal, pero nunca compartiré información intuitiva si no empodera a la persona que consulta.

Mi deseo es, que cada persona que solicita su carta natal numerológica pueda conocerse mejor.

 

La vibración de ruta de vida, en un juego amplio de sincronías

Como numeróloga, pienso que la vibración en ruta de vida marcará diferencias respecto a las energías del nombre, apellidos y karmas de la persona. No lo experimentará igual alguien llamado X con ruta de vida 6 que alguien llamado S con ruta de vida 6.

Cogiendo de ejemplo la fecha descrita anteriormente, si el nombre de la persona vibra también en 6, su ruta de vida pasa a convertirse en un verdadero viaje de aprendizajes sobre el amor.

Cuando hay intensidad o energías que se repiten demasiado en la carta natal de una persona, se puede llegar a experimentar la vida como algo muy agotador, carente, de víctima o depredador-a, egoíca, prepotente… y un sin fin de emociones en un baile de polaridades y contrastes.

A continuación, comparto un resumen de las vibraciones básicas, para que puedas tener un acercamiento de esta herramienta de crecimiento personal y fabulosa que es la numerología. Recordarte, que existen otras energías que pueden cambiar un poco el flujo de tu sendero natal o ruta de vida.

 

Breve descripción de las 9 principales vibraciones

 

Vibración 1

Es una vibración muy enérgica, con empuje en la vida, llena de iniciativas, de ideas y proyectos. Son personas con una postura muy masculina, directa, estricta, hablan tan claro que en ocasiones pueden ser pedantes. Tendencia a proteger, a sentirse “el héroe o heroína que salva al débil”, impacientes y con poca gestión a la frustación.

Un 1 en ruta de vida puede marcar una vida en la que tengas que ser independiente, valerte por ti mísm@, que no tengas miedo de apostar por tus ideas, de coordinar tu propia vida. El aprendizaje está en abrir la mente, en no ser tan racional y justicier@. En creer con ese empuje fuerte y sincero, para crear desde una energía más femenina.

Vibración 2

Un 2 en ruta de vida potencia las experiencias a través de las relaciones, es una vibración muy romántica, familiar y que tiende a sentirse incompleta sin una pareja o sin cuidar de la familia. Un 1 ha de integrar la energía que desprende el 2, y en este caso, la vibración 2 ha de aprender lo que desprende la energía 1. Aprendizajes como la autoestima y la confianza son el pan de cada día para todas las vibraciones.

Es una energía que sabe escuchar a los demás, que siempre pone su hombro, pero ha de aprender a escucharse a sí misma para empezar a liderarse. El problemilla que pueden tener las vibraciones románticas, es que son más propensas a engancharse a relaciones dependientes.

Vibración 3

Un 3 en ruta de vida marcará experiencias de mucha, pero mucha autoestima que trabajar. Reconexión con la niñez, ser adultos que sonríen y juegan con su niñ@ interior y aceptar el paso del tiempo. Es una energía soñadora, muy bohemia, mística, femenina, artística y creativa.

La ruta de vida, significa que se ha de integrar esa vibración junto con sus aprendizajes y que a la vez, nos identifica el cómo vivimos las experiencias.

Una persona con vibración 3 en su ruta de vida, pasará por situaciones en las que tendrá que dejar de aferrarse a su zona de confort, de soltar la pereza, el cómo conseguir sus sueños le abruma. Trabajo serio en confianza y constancia.

Vibración 4

Un 4 en ruta de vida, es una vibración que empujará a la persona a experimentar la vida, desde el control hacia los demás y desde una rigidez de pensamiento. Necesita orden, de una armonía esquematizada, antes de dar cualquier paso lo ha de desarrollar todo con anterioridad.

Es una energía constructiva, muy mental, con tendencia a la frustración. Le gusta cumplir las normas, tener pilares fuertes. Sus deseos en la vida son de energía femenina, pero su pose en la vida es de una energía masculina.

El aprendizaje top de esta vibración está en fluir en el momento presente, confiar, tolerar y ser flexible en la vida.

Vibración 5

Es una energía de hiperactividad mental. Un 5 en ruta de vida llevará a la persona a escenarios en los que preferirá huir emocionalmente a enfrentarse al momento de expresar sus verdaderos sentimientos. Buscan la adrenalina en demasía, con la consecuencia de ser propensos a depender de sustancias, de química externa que les genere sensación de formar parte de algo.

A un 5 le encanta compartir sus pensamientos e ideales, valora la sinceridad, es muy pragmático a nivel mental. Pero suele guardar bloqueos grandes en su corazón.

Le atrae el movimiento, el sexo, la curiosidad, los idiomas o viajar. Un gran aprendizaje en ruta de vida para un 5 es abrir su corazón sin temor a sufrir. Sentir verdadero amor y dejar de escapar de sí mism@.

Vibración 6

Es una energía muy femenina, con tantas curvas emocionales que provocan la conocida diarrea o vómito mental. Esto podría ser una descripción de cómo un 6, experimenta la mayoría de sus relaciones. Idas y venidas, enganches, a veces con una gran carga inconsciente muy sexual.

La desvalorización es un rasgo por excelencia en esta vibración en desequilibrio. Buscan la conexión, formar una familia, aquello que creen que no tienen y les falta con urgencia.

Una manera para sanar en esta vibración, podría ser a través de la creatividad, ya que es una energía muy creativa.

Un 6 en ruta de vida empujará a la persona a aprender sobre el amor incondicional, la pasión, la unidad, incluso de la espiritualidad o la fe en sí mism@.

Vibración 7

Es una energía de rectitud mental, con vocación o atracción por campos como la psicología, el análisis y la búsqueda de consciencia. Un aprendizaje muy arduo en esta vibración, es aplicar e integrar en sí mism@, esa consciencia que lee y memoriza muy egoicamente.

Sabe utilizar muy bien su don de labia seductora, aunque, en ocasiones le llevará a la manipulación emocional. Su incansable búsqueda de la verdad puede desequilibrarle hacia la arrogancia y la justicia egoica.

Un 7 en ruta de vida aprenderá sobre la igualdad, a no inmiscuirse en críticas sociales. Con un gran énfasis, a tomar las riendas de su vida, en sentirse total conductor-a de su camino, tomando responsabilidad y compromiso personal.

Vibración 8

Es una energía muy imperiosa, conectada al elemento tierra. Vibración fuerte, es como si llevarán dentro una bestia que han de controlar constantemente, porque a nivel emocional, explotan con facilidad.

El tema laboral, el esfuerzo y el dinero son conceptos muy importantes en la vida de personas que vibran con esta energía tan arrolladora.

Un 8 en ruta de vida marca la energía femenina de manera muy intensa, de lucha y supervivencia. La vida para estas personas suele ser una batalla, con un ego bastante materialista, inconscientemente hay una memoria de carencia, por eso buscan de manera automática el éxito, la riqueza o sentirse ganadores de sus metas. Son personas muy competitivas, que anhelan la atención en ellas. Pueden caer con facilidad en el temperamento físico, porque no controlan su fuego y su fuerza interna.

Los aprendizajes en esta vibración resuenan en encontrar la calma interna, en la autoestima, el dejar de machacarse y exigir tanto a los demás, integrar que la perfección no existe y que el esfuerzo ni el amor incondicional no simbolizan caer rendid@s, agotad@s, sin vida por alcanzar un objetivo, que normalmente, es algo material. La felicidad no está en tener más, sino en ser mejor persona de la que fuimos ayer.

Vibración 9

Es una energía que lleva el conocimiento espiritual. No suele sentirse enraizada o conectada al mundo o a la materia. De echo, este vínculo es una de las cosas que viene a aprender, el compaginar su espiritualidad profunda con la mente.

Es una vibración muy luminosa, ermitaña, conectada a las enseñanzas divinas. También suelen experimentar bastante oscuridad en sus vidas, para despertar esa luz mágica y compartir su camino de sanación.

Me gusta decir, que son personas antorcha, que a veces, aparecen solamente para mostrar un rayo de luz, un recordatorio de la  llamada a la consciencia para la otra persona.

Un 9 en ruta de vida, la persona con esta vibración podría experimentar una vida complicada, llena de situaciones densas para darles luz, paz y liberación. Es una energía que viene a desprenderse y a limpiarse de karma, o de memorias de otras vidas. El aprendizaje principal para un 9 es en dar amor a toda esa actividad de pensamientos constantes, que en ocasiones podrían hacerle pasar por depresiones.

 

La ruta de vida nos da información de cómo vamos a afrontar la vida, qué ha de sanar nuestra alma principalmente. La cosa de encarnar se lía cuando las emociones entran en juego y como no es la primera vez que encarnamos, el saldo acumulativo de sanación y aprendizajes se convierte en infinitas vibraciones y energías resonando en todo nuestro ser.

A continuación te dejo el formulario de contacto por si quieres más información sobre una carta natal numerológica. En breve te responderé. Mahalo

 

Comentarios

  1. […] el pergamino de “cosas por hacer” en mi alma, es vivir el amor desde el desapego. Mi ruta de vida o sendero natal es una vibración 6, la cual me empujará con inercia a experimentar las […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *